Boliche El Minero, forma parte del patrimonio cultural municipal.

El Crucero Bar: “Así, con un cartel en el frente (arriba de la puerta de entrada), en letras negras, rezaba el nombre del bar de Huaraco, que surgió allá por el año 75 y que su dueña, la señora María Delfina Sura de Guzmán, le dio este bello nombre.

Allí, en el predio de la familia Guzmán, sobre la ruta provincial Nº 39 Andacollo – Huinganco, funciono este comercio que sirvió para encuentros, amistades, festejos, para los que iban o venían de paso por el lugar.

El Crucero fue el comercio donde los vecinos de Huaraco realizaban sus compras, allí se vendían – entre otros productos – galletas, refrescos (la inolvidable gaseosa “Crush”) vino suelto, vino “al copeo”, entre otras bebidas, harina suelta y “refresquina” (una sal efervescente que servía o ayudaba a aliviar los dolores estomacales).

Con los años, El Crucero deja de ser atendido por sus dueños y es bautizado con nuevo nombre: “Los Amigos”, siguió por algún tiempo desempeñando la actividad de expendió de bebida y ya en los inicio de los noventa, cesa definitivamente su actividad.

El Crucero, al que los habitantes de la región llaman “Bar El Minero”, sigue vivo en la memoria ya que es parte involucrada en la historia de Andacollo y sus habitantes.

Allí quedaron seguramente muy bien guardados los sueños de los pirquineros envueltos en la Cordillera del Viento, allí se teje parte de la historia de los habitantes de esta región.”

(Del Libro: ANDACOLLO (1920 – 2010) Cien Años de Historia).